Compromisoy éxito

El compromiso es la clave para tener éxito en la vida

Estoy leyendo Sell or Be Sold (Vendes o vendes) de Grant Cardone. Grant se dedica a comprar complejos de apartamentos para alquilarlos (más de mil millones en activos), entre otras cosas. Es un fenómeno en las redes sociales donde comparte muchos consejos y experiencias. Me cae bien porque parece autentico y alguien de buenas intenciones.

Hay una sección en el libro donde habla del compromiso y cómo ser comprometido es la llave del éxito (sin decirlo en esas mismas palabras). Según cuenta de su experiencia, todo cambió en su vida cuando se comprometió en una línea de trabajo. Me parece una lección buenísima y lo quería compartir con vosotros.

“Entonces, ¿cómo convertirse en uno de los grandes en tu campo, uno de los maestros? ¡El primer paso, y el más importante, es comprometerte todo el camino! Comprometerse: dedicarse por completo a algo.

Esta verdad ineludible es que para ser realmente bueno en cualquier cosa, debes dedicarte por completo. Si eres un vendedor profesional, debes aplicar todos tus recursos y toda tu energía a vender. Si no eres un vendedor profesional, es mejor que tengas muy claro  que tu éxito aún depende de esta habilidad, y entonces será mejor que la aprendas. Tienes que convencerte a ti mismo de que esto es lo que tienes que aprender para avanzar en tu vida y que aquí es donde vas a hacer tus riquezas.

¿Cómo se compromete una persona?

Grant Cardone
Grant Cardone

Lo que hago es eliminar todas y cada una de las otras opciones y dedicarme a aprender todo lo que pueda sobre el tema. Me convierto en un fanático, 100% absorbido, ¡todo, como un súper friki! Dejo de dudar y entro con todo. Además, dejo de buscar otras opciones.

Comprometerse es tan simple como elegir un lugar para aparcar tu coche. Encuentra un sitio, aparca y sal del coche. No sigues buscando otro sitio donde aparcar. COMPROMÉTETE Y HAZTE CON ELLO. Comprometerse es cuando tomas una decisión firme, dejas de dudar y luego continúas siendo comprometido con las acciones.

Una vez que te has comprometido completamente con tu pareja en la vida, es un buen consejo dejar de buscar nueva pareja. Haces lo mejor que puedes con la que tienes.  ¿Puedes encontrar a alguien más bonita, más inteligente y más feliz? Probablemente, pero eso no es comprometerse. Comprometerse significa que estás en todo el camino, que estás buscando y haces que la persona con la que te has comprometido sea la más bonita, la más inteligente y la más feliz. Prefiero comprometerme con lo incorrecto en todo momento que comprometerme con lo correcto solo a medias. ¡Comprométete y termina de una vez!

Pastores más verdes

El hombre que piensa que el césped está más verde en el otro lado es el mismo hombre que no se compromete a cuidar el césped que ya tiene. Acaba siendo mediocre y miserable. ¿Qué estaba haciendo mirando otro césped en primer lugar? Él ya tiene uno que necesita ser cortado. Recuerda, aunque puede haber céspedes más verdes, son verdes porque alguien se comprometió. Las malas hierbas crecen en todos los campos, y si no te comprometes con él todo el tiempo, lo descuidarás. Cuando lo tienes descuidado, comenzarás a disgustarlo y comenzarás a mirar por encima de la valla del vecino y pensar que lo que tiene es mejor. Solo es mejor porque se comprometió.

Así que comprométete con tu trabajo, comprométete a aprender sobre ventas, comprométete con tus productos, servicios y empleados. Comprométete a aprender todo lo que puedas y observa cuánto verde producirá tu trabajo para ti.

Cada vez que me comprometo con cualquier línea de acción, obtengo resultados inmediatos. Cuando no estoy comprometido todo el tiempo, encuentro que los resultados se retrasan o no existen. Si estoy comprometido al 100% con el cliente que tengo delante, obtengo resultados. Pero cuando estoy con un cliente y pienso en otro cliente o deseo tener un cliente mejor, no puedo sacar lo mejor de lo que tengo. Comprométete y comprométete todo el tiempo.

Cuando doy seminarios, a menudo uso un pequeño alfiler de oro en la solapa de mi chaqueta que dice “100%”. Un vendedor me preguntó si lo usaba para mis clientes. Le expliqué que, si bien los clientes lo ven y están intrigados, no lo uso para ellos. Me lo pongo para mí. Lo uso para recordarme a mí mismo comprometerme todo el camino. No me visto para mis clientes; Me visto para mí, así me siento bien, para vestirme profesionalmente. Llevo ese alfiler para recordarme a mí mismo que estoy comprometido al 100%. El compromiso es algo personal y es el requisito indiscutible de obtener resultados en la vida y salirse del mogollón.

Con la edad de veinticinco años, había estado entrando y saliendo de ventas durante cinco años, más o menos, y me di cuenta de que todavía estaba buscando otra carrera. Ningún compromiso = ningún resultado. Todavía no me había comprometido con las ventas, y no estaba orgulloso de mi posición o del trabajo que estaba haciendo. ¿Cómo podría ser yo en ese momento?  Fui mediocre en el mejor de los casos. Fui mediocre porque no estaba comprometido. Como no estaba comprometido, no estaba obteniendo resultados. Como no estaba obteniendo resultados, no me gustó mi trabajo, todo fue un círculo vicioso. En la medida en que no estés orgulloso del trabajo que estás haciendo, no tendrás éxito; y el grado en que tengas éxito determinará el grado de progreso de tu trabajo. El trabajo en la que te encuentras no es el problema, ¡tu compromiso es el problema!

Un día decidí (después de años de ser mediocre) que las ventas no eran el problema, lo era yo. En ese momento me dediqué a aprender todo lo que había que saber sobre las ventas. Mi objetivo era ser claramente mejor que los demás en mi campo y no ser comparable a ellos. Decidí convertirme en profesional y ser diferente del vendedor “normal” promedio y mediocre. Ese fue el momento en que todo cambió para mí, y cambió de manera inmediata y mágica.

Inmediatamente mi energía cambió, mi ropa cambió, mis acciones y hábitos comenzaron a cambiar, mi lenguaje cambió y mis resultados cambiaron. Inmediatamente, mis terrenos se volvieron verdes y mi potencial explotó. ¡Era casi espiritual! No, fue espiritual. Fue tan dramático, y esa es la magia del compromiso. Si quieres tener éxito en cualquier cosa que tengas que cometer. Tienes que estar en él al cien por cien sin tener otras cosas en la mente.

Una mentalidad de “quemar el barco” es lo que se necesita para llevarte a un lugar donde harás cosas que darán resultados seguros. Entra en el juego como si tu vida dependiera de ello, porque tu vida sí depende de ello. La vida con la que has estado soñando depende de que empieces ahora. Así es como empiezo cualquier cosa cuando realmente quiero resultados. Así es como hice a el trabajo de vender, y en el momento en que lo hice, mi vida cambió.

Nunca olvidaré la primera vez que experimenté la magia y el poder del compromiso. Un verano estaba trabajando en un barco de la tripulación en alta mar que daba servicio a plataformas petroleras. Estábamos frente a la costa de Luisiana, y solíamos esperar a que los equipos nos llamaran. Cuando no estábamos trabajando, pasábamos nuestro tiempo pescando en el barco. En un día particularmente afortunado, pescamos  cientos de pargos rojos.

Mientras los empacábamos con el poco hielo que teníamos a bordo, escuché a los otros miembros de la tripulación, que estaban planeando llevar su parte del pescado a casa para comer. Por alguna extraña razón, me ofrecí a comprar el pescado de todos con la idea de que yo saldría y los vendería. En ese momento nunca había vendido nada y no sabía nada sobre la venta de pescado. Ni siquiera sabía a quién iba a venderlos. Todo lo que sabía era que mi instinto me decía que alguien querría comprar esos hermosos pargos rojos frescos.

Vendes o vendes (Grant Cardone)
Accede aquí al libro, Vendes o vendes

Con cientos de pargos apilados en la parte trasera de mi camioneta, me di cuenta de que necesitaba crear un mercado, encontrar algunos clientes y descubrir cómo convencerlos de que compren mi pescado. Tenía que pensar rápido porque el hielo del pescado se estaba derritiendo, e iba a perder mi cobro y mi inventario si no movía el producto de inmediato. Mientras pensaba en dónde podría encontrar clientes, recordé cómo los vendedores de la Biblia solían llamar a la puerta de nuestra casa y cuán comprometidos estaban esos tipos. Se estaba haciendo tarde, y decidí que si el enfoque puerta a puerta era lo suficientemente bueno para los vendedores de la Biblia, era lo suficientemente bueno para mí. A medida que el hielo continuaba derritiéndose, atravesé vecindario tras vecindario anunciando que tenía pescado fresco.

Al  tocar las puertas, expliqué rápidamente que esos peces habían sido atrapados en el Golfo esa misma mañana y que eran lo mejor que el dinero podía comprar. Después de de atacar a las  casas de la zona, fui a empresas, donde encontré más compradores  y vendí el resto del pescado. Y lo hice todo antes de que desapareciera el último hielo. Aprendí sobre el valor del compromiso ese día. ¡Tenía un nivel de compromiso fanático, de tener que hacerlo y ninguna otra opción!

Compromiso = Resultados = Felicidad

Gané más dinero vendiendo pescado en unas pocas horas de lo que había ganado trabajando duro durante dos semanas enteras, y todo vino después de que me comprometí a vender ese pescado. Me había puesto en una posición donde no tenía ninguna opción. Tuve que venderlo o perderlo. Era una situación de vida o muerte. Después de esa experiencia, me “enganché” con las ventas, pero no me volví profesional durante más de siete años.

Lo primero que debes hacer es comprometerte a vender como algo que es vital para tu vida, independientemente de tu carrera (pero especialmente si eres vendedor). Comprométete ahora y mira lo que sucede. El compromiso es como la magia, ¡y nada grandioso sucederá hasta que el compromiso esté allí! La mayoría de las personas no atacan sus proyectos con la urgencia de “tengo que hacerlo ahora” y, por lo tanto, no lo hacen. La mayoría de las personas nunca se comprometen como fanáticos y, por lo tanto, nunca se vuelven fantásticos.”

¿Cuáles son tus excusas para no comprometerte?

La pregunta es ¿Cuáles son las excusas que te inventas todos los días para no hacer lo que quieres o debes? Escribe 5 excusas habituales que te inventas por no hacer las cosas que debes cuando las debes hacer.

Te daré unos ejemplos:

  • No tengo bastante tiempo
  • No tengo bastante dinero
  • Lo haré mañana
  • Estoy demasiado cansado

Ejemplos más concretos:

  • Porque no crear un curso para vender – No será fácil venderlo.
  • Porque no efectuar un plan de SEO para tu web – SEO ya no funciona. No puedo controlar a Google.
  • Porque no levantarse pronto por la mañana-No importa cuando trabajo, lo que importa es que rinda. Mi cuerpo necesita descansar bien.
  • Porque no dedicarse 100% para aprender un deporte o habilidad-Nunca seré profesional de todas formas.
  • Porque no comer mejor-Soy joven, no me enfermaré ahora.
  • Porque no hacer una inversión-No quiero perder dinero.

A nuestras cabezas les encantan contarnos mentiras con tal de no hacer cosas que queremos hacer pero que nos cuestan trabajo.

Muchas veces queremos hacer algo pero hacemos la tarea demasiado grande en nuestras cabezas. No se hace todo de golpe, se hace en trozos. Solo hay que empezar con el primer trozo y el camino se hace más ligero. Cuando empiezas algo entras en otro estado y ya no cuesta tanto seguir para adelante. Toma el primer paso y después el segundo. Cada paso se hace más fácil según vas progresando.

Entonces, ¿Cuales son tus excusas? ¿Son razones verdaderas o solo impiden que consigas las cosas que deseas en la vida?

¿Tienes la motivación correcta para conseguir estar comprometido?

Siempre tenemos una motivación para todo lo que hacemos en la vida. Por ejemplo:

1) Si hago un ebook con la motivación principal de venderlo y ganar dinero, entonces mi motivación principal es dinero. Basándome en esta motivación haré cuanto menos trabajo posible y haré lo que sea para que más personas compren, da igual su situación, pensamiento y esperanza, o la necesidad real que tengan.

2) Si yo hago un ebook con la motivación principal de ayudar que las personas puedan lograr éxito en Internet, mi motivación es de realmente ayudar y contribuir algo. Pasaré mucho más tiempo y trabajo creando el mejor libro que pueda que realmente ayudará a muchas más personas cuando lo compren y estudien.

¿Cuál de los 2 escenarios traerá más éxito y satisfacción para mí?

Opción 1 es lo que pasa mucho. Y yo he sido culpable de esto tanto como el que más. Hay impaciencia por ganar dinero. No hay una motivación ‘legitima’ detrás del trabajo y tampoco hay mucho placer para el que trabaja. El producto, servicio o página no es lo que podría ser. No da mucho de qué hablar porque le falta algo.

Para que el verdadero éxito hay que mejorar las vidas de las personas. Si no hay nada de eso en tu motivación siempre trabajarás en vano. Es como trabar con el propósito de ganar el premio Nobel. No se trabaja para ganar el premio, se trabaja para hacer una gran contribución al mundo. Encontrar curas de enfermedades, resolver grandes problemas mundiales, esas son motivaciones y lo que da uno la inspiración para trabajar y hacer cosas impresionantes, y por lo tanto acaban recibiendo cosas como el premio Nobel.

Estoy insistiendo mucho en estos temas de tener propósito y motivación correcta porque sé que es un tema que tiene bloqueados a muchas personas que desean ganarse la vida con Internet. La última novedosa ‘oportunidad’, el nuevo programa de afiliados y el ultimo supersistema para crear ingresos no te va a servir de nada. Lo que te va servir es tener una motivación y propósito que te dará claridad sobre lo que debes hacer y la inspiración para llevarlo a cabo.

Tener la motivación correcta también te protegerá de la indecisión. Si solo buscas dinero, ¿cuántas cosas hay en internet prometiendo dinero? ¿Cuántas opciones hay? Pasas de una cosa a otra, siempre desilusionado. Esto no pasa cuando sabes lo que quieres aportar. Tu misión y motivación es más grande que solo dinero. Quieres hacer algo concreto y encuentras la manera de hacerlo, tomas el tiempo necesario. Puedes dedicar años (el tiempo que necesitarás) porque te llena. También encuentras la manera de monetizarlo.

De modo que primero encuentra tu motivación. ¿A quién quieres ayudar? y ¿cómo vas hacerlo? Paso seguido, pensar en cómo puedes hacer un negocio rentable en Internet con ese propósito.

Todos los días recuerda tu propósito y porque estás haciendo lo que estás haciendo y te aseguro que el éxito, además de satisfacción y felicidad en el trabajo, te espera.

4 comments On El compromiso es la clave para tener éxito en la vida

  • Hola javi, hace meses que sigo tu blog y tambien hacia bastante tiempo que estaba buscaba un verdadero emprendedor en internet, hay muchos en su campo, y muy buenos por cierto pero en lo que yo busco para mi eres el mejor…
    soy una persona de un pais de un latino, donde aun es evidente que desconocen el mundo tan amplio del internet…por ahora “mi ¡motivacion” es poder profundizar tus conocimientos y aplicarlos a mis proyectos… aun no he adquirido ninguno de tus libros y en eso quiero que me colaboradores que guia seria la perfecta para mi , soy un principiante pero con ideas que a cabalidad podian ser de mucha ayuda a los demas, y la idea es comenzar de a poco…
    Ok agradezco tu colaboracion…

  • juan luis moscoso culqui

    Estuve ausente 2 meses aproximadamente del foro, para hacer un balance de todo lo que había aprendido aquí…….. me di cuenta que encontré realmente una base sólida para enfrentarme a cualquier proyecto que iniciara sin necesidad que sea en Internet. Encontré aquí hermandad y, un mentor sin igual, me siento afortunado de haber encontrado este foro y pertenecer a el…. agradezco a todos los que en algún momento hicieron caso a mí llamado.

    Javi, lo que tu construyes lo haces con una buena base, es por ello de tú éxito. Como alguien dijo, “no persigas al dinero, sino, persigue que la gente tenga éxito, que después el dinero vendrá tras tuyo” y eso es lo que tú haces, a las finales el dinero solo es una herramienta.
    Un saludo.

  • Hola Javi, hacen mucha falta tus post, ojala sigas escribiendo en el blog…. Saludos

  • Muy buen post. El verdadero éxito lo logro en la medida que ayudo a otras personas a lograr su propio éxito.
    Si la motivación fuera única y exclusivamente el dinero, sin que importara nada más, robar no estaría tan mal…

Leave a reply:

Your email address will not be published.